Aumenta tu suerte con la historia del buzo

T1 Episodio 36

¿Es posible crear buena suerte?

.

La respuesta es .

Puedes crear tanta buena suerte que se convierta en tu destino.

.

¿Cómo?

Entendiendo la historia del buzo.


La historia del buzo no es mía. Yo se la escuché por primera vez a Naval.

.

Naval Ravikant es un gurú de la tecnología, un oráculo de las startups.

Cuando se creó Twitter, él estaba metido en el ajo. Cuando se creó Uber, también. Y así con otras 100 empresas de ese nivel.

Es un tío con tanta suerte que casi todos los proyectos en los que se mete acaban haciéndole más rico.

.

Pero, ¿sabes qué es lo mejor de todo?

Que nos ha explicado cómo se consigue esa suerte. Cómo se crea un futuro de buena fortuna.

.

.

.


LA HISTORIA DEL BUZO

.

La historia del buzo se basa en que hay grados de suerte. Puedes tener un poco de suerte o tener mucha. Puedes tener toda la suerte o puedes quedarte sin ella. Puedes destruirla.

.

Destruir tu suerte es bien fácil.

Si quieres encontrar pareja, quédate en casa. Las novias no aparecen volando por tu ventana para rescatarte de tu aburrimiento. Los novios tampoco.

Si quieres montar una empresa, no hagas nada. Sigue trabajando para otros.

Y así con todo. Así destruyes tu suerte.

.

¿Pero cómo se crea?

El otro extremo de la escala es el del buzo.

.

Imagínate a un tío que se dedica al submarinismo.

Una persona normal, no es que sea especialmente inteligente ni atlético.

Pero le gusta mucho bucear. Muchísimo. Y lo hace todo el rato. Practica sin parar. Entrena, le dedica horas y va mejorando. Como todo el mundo, a base de entusiasmo y repetición.

.

Llega a un punto en el que se convierte en la única persona del planeta que puede bajar a cierta profundidad. Nadie más.

.

Entonces, al otro lado del mundo, alguien encuentra un tesoro. Un completo desconocido, que igual no habla ni el mismo idioma. Que no está en el mismo país. Mucho menos sabe de su insistencia, ni le importa lo más mínimo.

Pero resulta que este desconocido necesita a un buzo que vaya a por su tesoro. Y sólo hay una persona en todo el planeta que pueda llegar hasta él.

.

.

Se pone a buscar, y acaba encontrando a nuestro buzo.

Se reparten el tesoro a medias.

.

.


Fíjate en la ironía de la situación.

Cuando te vuelves muy bueno en algo, la suerte de los demás se vuelve la tuya. Viene a ti.

Te necesitan para conseguir sus tesoros, y te recompensarán por ello.

.

Si eres el mejor en algo, toda la suerte de ese campo, acabará pasando por tus manos. Lo habrás convertido en tu destino.

.

.


.

Obviamente, esto no es fácil. Y quizá ninguno de nosotros lleguemos a ser los mejores en algo.

Pero lo que sí está en nuestra mano es no caer en el otro extremo.

Si de verdad quieres conseguir algo, ponte manos a la obra. No te quedes en casa. No te quedes de brazos cruzados.

.

Nosotros seguiremos creando suerte la semana que viene. ¡Nos vemos el domingo! 😉

.

indiPe

.

Si todavía no estás suscrito, aquí es:

Si te ha gustado este episodio, compártelo con todos tus amigos.

Les ayudarás a mejorar sus vidas.

¡Gratis!

Deja una respuesta